El fin de una era, el cinismo de Damien Hirst

Este es el spy view de James Kalm sobre la exposición “el fin de una era” que Damien el travieso presento en la galería de Larry Gagosian en 2010… Fotos de joyas, espejos de oro recubiertos con circones, su famosa calavera de diamantes y para cerrar con fuegos artificiales; su mal ponderado becerro de oro… y digo mal ponderado porque con esta obra solo hay dos posiciones posibles y ambas omiten un aspecto importante de este trabajo: o lo odias, y hay motivos de sobra en ello ;(es un becerro, en una urna de oro, con un espejo en la cabeza que imita  la iconografía acàdica  pre bíblica: WOW!!! que original !!!) e  ignoras que este becerro se presento originalmente en Londres  el día anterior al descalabro financiero que inicio la recesión económica que actualmente nos fustiga… o te concentras en su aspecto cínico; en la carga social que el artista imbrico en su construcción y que pone en tela de juicio nuestro sistema de creación de valor,  el mercado del arte y el capitalismo global ( dentro de lo cual esta se consideraría una obra maestra de su época ) e ignoras que como dije al principio, es un becerro antiestético, replicado hasta el agotamiento desde tiempos inmemoriales, cuya interpretación anula toda polisemia y te arroja al terreno de la inferencia para dummies…

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>